Inma, 30 años. Perforadora y Tatuadora

Inma fue Cliente Proceso de Coaching de forma presencial, en Madrid

Hace dos años viví una experiencia desagradable, la cual no sabía cómo gestionar. Mi estado de ánimo era muy variable. Una buena amiga me recomendó los servicios de Ainoa. Y después de pensármelo un par de meses en los que las cosas no cambiaban, me decidí a realizarlo.
 
El proceso era una verdadera delicia, lo recomiendo 100%. En todo momento me sentí súper cómoda, muy escuchada. Y lo que es más importante, salía cada día más fuerte y alegre.
Prácticamente al poco de empezar mis sesiones y seguir sus pautas, empecé a notar cambios muy notables en mi actitud y forma de ver las cosas. En todo momento me sentí acompañada por Ainoa. Siempre estaba ahí, lo cual le agradezco enormemente.
Al finalizar el Proceso de Coaching, sinceramente me dio bastante pena. Porque el proceso fue una auténtica pasada. Pero era momento de seguir yo sola y la verdad que hasta día de hoy, me veo capaz de cualquier cosa.
Los beneficios que he obtenido con el Coaching han sido seguridad y confianza. Autocontrol, gestión total de mis emociones. Y gracias a todas estas cosas, mi vida ha dado un gran giro. Ahora puedo decir que soy una persona feliz.
Creo que la gran diferencia que aporta Ainoa (bajo mi punto de vista y experiencia con otros profesionales) es que la sientes cerca. Entiende perfectamente cómo te has podido sentir, y sabe que técnicas debes aplicar en cada momento.
¡Yo salí encantada de mi Proceso de Coaching! Siempre que tengo la oportunidad la recomiendo. Ya que a mí me ayudó bastante y sus sesiones fueron en mi caso de lo más productivas .
¡¡Gracias por todo a Ainoa, te mando un besazo muy grande!!